La CODHET ordena al municipio dotar de seguridad al Mayor Jorge Alberto Díaz Álvarez

José Ramiro Roel Paulin Secretario Técnico de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Tamaulipas (CODHET). Foto Mendoza
José Ramiro Roel Paulin Secretario Técnico de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de Tamaulipas (CODHET). Foto Mendoza

Ramón Mendoza Saucedo / Reportero

Cd. Victoria, Tamaulipas.- La Comisión de Derechos Humanos del Estado de Tamaulipas, CODHET,  emplazó a las autoridades municipales brindar la seguridad necesaria para salvaguardar la integridad física del ex Director de Seguridad Publica y Transito Mayor Jorge Alberto Díaz Álvarez.

De esta forma se determinó dar cauce legal a la petición presentada ante este organismo por el ex servidor público, para brindarle la seguridad hasta en tanto solucione sus problemas legales que enfrenta y se retire de la ciudad.

José Ramiro Roel Paulin Secretario Técnico de la referida institución dijo que derivado de una petición formal presentada ante este organismo por el ex Director de Seguridad Publica y Transito del municipio se resolvió concretar la gestión ante el municipio para brindar  el respaldo institucional sobre su persona, hasta en tanto abandone esta ciudad.

“Se gestionó ante la autoridad municipal sobre la posibilidad de que se le brindara seguridad al mayor Jorge Alberto Díaz Álvarez que dejó el cargo de Director de Seguridad Publica y Transito, atendiendo al cargo que ostentaba y en razón de ello nos  manifestaron que con todo gusto se le iba a brindar  la seguridad necesaria” subrayó.

Lo anterior,  luego de que el citado ex servidor público en su comparecencia  ante esta comisión, refirió temer por su vida.

“Lo que hicimos es solicitar a la presidencia municipal pues brindarle la seguridad necesaria  derivado de la manifestación ante nosotros de que temía por su vida ya que había recibido amenazas durante su encargo”.

También, existen antecedentes ante esta comisión, de dos quejas formuladas contra del citado personaje de parte de algunos agentes de tránsito que se dolían de estar siendo amenazados e intimidados durante el desempeño de su trabajo, mismas que en el mes de mayo del año en curcos fueron desechadas y turnadas ante el Tribunal Fiscal  del Estado de Tamaulipas por ser cuestiones estrictamente laborales.

Entre tanto, la única petición derivada de la comparecencia del mayor Díaz Álvarez se desprende la gestión ante la autoridad municipal de brindar la seguridad que el solicitaba.

“Esperaremos un  tiempo perentorio para comprobar si efectivamente se le brindo la seguridad que el pidió y que se gestionó ante la autoridad municipal” sentencio el entrevistado.

Notas relacionadas