Compartir
Entre Nos …  Sucesión anticipada

Entre Nos … Sucesión anticipada

Por Carlos Santamaría Ochoa

Entre Nos …  Sucesión anticipada. Esta semana hubo noticias pre-electorales, aunque para ser sinceros, y aunque el Instituto Electoral en cuestión hace caso omiso a la observancia de la ley, podemos decir que han arrancado los procesos electorales, las campañas en pos de una candidatura; no se les puede llamar pre-candidaturas, porque se está llevando a cabo un proceso con toda la mano, como se puede observar todos los días.

En el caso del Partido Revolucionario Institucional, ya sus elementos con posibilidades de alcanzar la candidatura han abierto sus cartas y han declarado lo que todos sabíamos: quieren ser gobernadores. El líder del Congreso local Ramiro Ramos Salinas ha manifestado su interés durante el desayuno con periodistas, donde expuso su razón principal para querer llegar. Posteriormente, hizo una presentación de un libro donde se reunió más la clase política que la cientofica, y arrancó oficialmente su pre-campaña.

Antes, lo había hecho Enrique Cárdenas con sus recorridos posteriores a su gestión legislativa, donde a decir verdad, se le vio poco por estos lares. Ha sostenido reuniones con grupos políticos que indiscutiblemente se muestran partidarios de su nominación, aunque otros detractores opinan lo contrario.

El alcalde de Victoria Alejandro Etienne Llano también tuvo sus eventos en el estado –norte, centro y sur. Donde recibió las muestras de adhesión de muchos tamaulipecos.

Marco Bernal ha hecho lo conducente, propiciando encuentros sociales con grupos de la entidad, al igual que Alejandro Guevara Cobos, quien asegura tener la fórmula para gobernar bien. Lo anterior se ha tomado como una afrenta a la actual administración, ya que se le atribuyen otras declaraciones bastante delicadas que circulan en los cafés.

La legisladora Mercedes del Carmen Guillén apuesta a ser mujer para lograr su candidatura y se mantiene a la espera de alguna señal.

Y Baltazar Hinojosa, dicen los allegados, que ya no tiene mucho qué hacer porque siente que la tiene totalmente amarrada.

O sea: todos son los buenos según sus propios amigos, y han dejado correr muchas encuestas que favorecen al interesado de acuerdo al pago correspondiente. Nada para nadie a la fecha, y seguramente así será durante los últimos días del año.

Pero grupos sociales piden a las autoridades electorales amplíen el presupuesto para campaña, ya que no consideran que sea lógico pensar que quien llegue gastará entre 8 y 9 millones de pesos de campaña en total. Nadie con tres neuronas buenas piensa que se gastarán únicamente ello. ¡Vaya! Ni haciendo campaña a través de Facebook…

Y en medio de esa vorágine política, los tamaulipecos vivimos los días prenavideños, con prisas, tráfico, filas muy largas y amontonamientos; con un tráfico propiciado por tanto desconocedor del buen manejar que siente que las calles son solo suyas y circulan de forma absurda, estúpida y temeraria, sea a vuelta de rueda o a toda velocidad.

Las autoridades de tránsito han sido permisivas y todo mundo se estaciona en cajones para discapacitados, sabedores de que nadie les orillará a meter orden, porque la ley está de asueto.

Y algunos miembros de los grupos cercanos a los candidatos aprovechan la coyuntura para asegurarse aguinaldos sustanciosos, a costa de presupuestos destinados a otras acciones, pero que con un enorme cinismo se han adjudicado, a espaldas de quienes les dieron su confianza, o de quien les ubicó en esos sitios.

Todo saldrá a flote, de eso estamos seguros, y entonces, como suele suceder: no pasará nada: solamente los cambiarán de área estratégica, y les ubicarán en otro sitio… donde también puedan hacer uso del dinero ajeno a voluntad propia.

Es la ley de los abusivos de estos grupos burocráticos. Así es, y así será.

 

 

Comentarios: [email protected]

Dejar un Comentario