Productores de granos le “rezan” al dios Tláloc para que se compadezca y no deje caer su furia

Jorge Camorlinga Guerra, ex diputado local y secretario de organización en la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos
Jorge Camorlinga Guerra, ex diputado local y secretario de organización en la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos

Por Jose Luis Avila

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Ante la amenaza de intensas lluvias sobre todo en la región norte de Tamaulipas los productores de granos ahora le “rezan”  al dios Tláloc para que se compadezca y no deje caer su furia, sobre todo en algunas zonas donde las trillas ya iniciaron, pues de lo contrario esta actividad sufriría un acentuado retraso al no contar con piso firme para el ingreso de la maquinaria agricola.

Como se tiene conocimiento las cosechas de sorgo iniciaron a partir del pasado 15 de mayo, sin embargo la amenaza de lluvias es insistente, y de continuar así algunas precipitaciones pluviales podrían provocar hasta problemas de acame en la planta y con ello graves pérdidas económicas.

Sobre el tema Jorge Carmorlinga Guerra, ex diputado local y secretario de organización en la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos, menciono que ahora es indispensable no se presenten precipitaciones pluviales, cuando anteriormente deseaban en abundancia el vital líquido.

Se requieren buenas temperaturas para continuar con los trabajos de trillas en la parte norte de la entidad, una vez que los sorgos han llegado a su madurez, “pero lo más urgente es que las lluvias no continúen para que no afecten en los trabajos de cosechas”.

Asimismo en algunas áreas de temporal del norte se empezó en menor escala a la recolección de este grano, donde por lo general se vislumbran buenas expectativas entre los agricultores de la región.

“Las expectativas  de rendimiento por hectárea en temporal creemos que andará entre las 2.5 a 3 toneladas, en tanto sobre las zonas de riego pudieran alcanzar hasta las cinco toneladas”.

Notas relacionadas