Entre Nos ... Ningún dinero es suficiente

Por Carlos Santamaría Ochoa

Buena noticia, pero no nos alcanza, dicen muchos, y la verdad es que pese a haber logrado un incremento sustancial en el presupuesto para 2017, el gobierno de Tamaulipas considera que no alcanza aún para cubrir todas nuestras necesidades, porque el Tamaulipas que deseamos todos requiere de una muy importante inyección de recursos, y éstos tendrían que ser mucho mayores a los 48 mil millones aprobados gracias a las gestiones realizadas.

Interesante es saber que nuestros legisladores en coordinación con las autoridades que encabeza el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca han logrado tal incremento, pero se sabe que necesitamos mucho más.

Las necesidades en materia de bienestar social son enormes: existe un gran desigualdad en la entidad, y tenemos zonas donde la pobreza está latente en todo momento y persona, y es ahí donde se deben gestionar y aplicar una mayor cantidad de recursos.

También, el gobierno estatal considera que en el rubro de infraestructura carretera y el campo se necesita mucho más que lo que ya se aprobó.

Bien, pero no alcanza, dicen los que manejarán estos dineros.

El proyecto del Tamaulipas del presente y futuro necesita fuertes inversiones, grandes planes y fomentar nuestras fortalezas y enfrentar las debilidades para alcanzar mejores niveles en todos sentidos.

Un claro ejemplo lo vemos en el rubro de la salud, donde, por más dinero que se autorice y ejerza no alcanza para cubrir, por mencionar alguna situación específica, la atención a pacientes con diabetes mellitus que se suman por miles y que la falta de un abordaje adecuado lleva a padecer complicaciones diversas que cuestan mucho dinero, al igual que los que padecen –padecemos- hipertensión, o los que tenemos pequeños que requieren atención respecto a su cuadro básico de vacunas, sin olvidar las contingencias que se presentan por cuestiones climáticas o de temporada como suele ser las enfermedades gastrointestinales, respiratorias, el dengue y otros problemas que se presentan periódicamente y hay que enfrentar, cada vez, con más dinero.

Y en educación, las escuelas requieren de mucho dinero para su mantenimiento, por lo que tienen que recurrir a las cuotas escolares, criticadas por quienes consideran que el gobierno debe mantenernos y darnos todo y no son capaces de participar en el bienestar de sus hijos: los que solo exigen y no hacen nada por los demás.

Y así, podemos irnos de rubro en rubro: las carreteras no están en perfecto estado que digamos, y además de ello se necesita mantenerlas, porque el clima no perdona partidos, tiempos y nada por el estilo: los baches aparecen con el tiempo por falta de una “mano de gato” o por otras razones, sin contar la negligente construcción del pasado. Hay muchas cosas que se tienen que enfrentar.

No sabemos aún qué tanto afectará a la entidad el que un individuo como el presidente electo de Estados Unidos instrumente medidas para expulsar a los indocumentados, propiciando que la problemática en las zonas fronterizas se incremente, creando cinturones de miseria que deberán atenderse a la brevedad posible y con la atingencia necesaria.

Y nos podemos ir rubro a rubro, y entonces ver que 48 mil millones son poco para lo que necesitamos.

Pero es buena noticia saber que se alcanzó una buena suma; insistimos. insuficiente, pero sirve para echar a andar la maquinaria y los proyectos que se tienen.

Tenemos que ser optimistas y pensar que habrá muchas acciones y una gran vigilancia para evitar desvíos de recursos y en ese tenor podremos considerar que si los tres niveles ponen de su parte los beneficiarios seremos nosotros.

¿Qué toca a los ciudadanos? El cubrir los compromisos tributarios, pagar lo que tenemos que cubrir de impuestos, y sobre todo, exigir buenas y limpias cuentas a la autoridad que nos ha prometido que habrá eficiencia ante todo, el reclamo generalizado de todos los que vivimos aquí, en tierra tamaulipeca.

Comentarios: entrenos@prodigy.net.mx

Notas relacionadas