Compartir
Magda Peraza: La vengativa mentora

Magda Peraza: La vengativa mentora

Magdalena Peraza Guerra, la vetusta y anciana alcaldesa de Tampico, de plano ya perdió la brújula. Padece, no me queda la menor duda, demencia senil, en donde ha venido, incluso, desconociendo hasta a sus colaboradores, quienes la ayudaron a llegar al poder. Eso la pinta de cuerpo entero y deja claro que la maestra anda desesperada porque la reelección no le está saliendo como ella pensó.

El primer punto negativo, es que Magda, a lo largo de los últimos meses, se peleó con casi todos los colaboradores del cabildo, del ayuntamiento, con los grupos de poder en Tampico, con sus propios patrocinadores y con los medios de comunicación. Toda una fichita.

Segundo, Magda intentó hacer con Gustavo Torres Salinas lo mismo que hizo con Oscar Pérez Inguanzo: traicionarlo. Y así lo intentó después que Gustavo le ayudó a ganar. lo que la pinta de cuerpo entero como traidora y mal agredecida.

A lo largo de su efimera administración, Magda se dedicó a confrontarse con todos: lo mismo se fajó con regidores y regidoras, que con el Director de Tránsito, con organizaciones de la sociedad civil, con parte importante de la sociedad y con las personas a quienes les pidió su apoyo para ayudar a los damnificados de los sismos de septiembre del año pasado, para finalmente quedarse con las donaciones.

Tercero, en esta segunda ocasión que fue alcaldesa, Magda ejerció un gobierno petulante, autoritario y majadero, lo que prácticamente la sacó ya de la competencia electoral, lo que le deja a Chucho Nader la puerta abierta del Palacio Municipal para instalarse en la oficina principal del Palacio de Colón el próximo primero de octubre.

Por su parte, el Partido Acción Nacional impulsa a un candidato como Chucho Nader, quien con la experiencia de campañas anteriores, con el ejercicio de los cargos públicos que ocupó en el Gobierno Estatal y Federal, y con la capacidad de construir consensos, lo que sumado al hartazgo ciudadano por la abusiva y mala gestión de la Peraza, lo colocan ya en la antesala de la Presidencia Municipal aún antes de iniciar la campaña.

Además, Magda está cometiendo error tras error. Una tras otra, y parece que nadie en su sano juicio de sus “colaboradoras” logra convencerla de que no haga tanta tontería. Ahora resulta que la Peraza despidió por sus pistolas al subdirector de deportes del ayuntamiento, Jaime Díaz Castillo, nada más porque “le dijeron” que andaba apoyando al candidato independiente a Diputado Federal por el distrito 08 de Tampico, Juan Manzur Oudié.

Y es que Magdalena Peraza esclaviza a los empleados de confianza del ayuntamiento porteño y ellos tienen que votar por quién ella decide, o si no los corre, como ocurrió con el subdirector de deportes. Sin embargo, el afectado no aceptó su despido al que considera injustificado y demandará al ayuntamiento de Tampico por la decisión fascista de Magdalena Peraza Guerra de despedirlo sin justificación alguna. Una demanda más al Ayuntamiento que, a final de cuentas, vendrán liquidando los tampiqueños con sus impuestos. Y además de Jaime, en la misma camada, Magda despidió a otros 4 funcionarios municipales del área de deportes.

Jaime Díaz Castillo, el despedido, además, es el dirigente de la organización Fuerzas Unidas por Tampico, que es un grupo político, social y deportivo con importante presencia en muchos campos deportivos y sectores tampiqueños. El cuate pesa y Magda lo ofendió y lo corrió.

Desde hace meses, lo que la Peraza no ha querido entender, es que ya inició el derrumbe del “mito genial” llamado Magdalena Peraza Guerra. Tuvo su momento, tuvo su época, tuvo su lugar. Pero como todo por servir se acaba, la Peraza se acabó. La soberbia, la patanería, la demencia senil, la ambición, la busqueda del poder por el poder la llevó a la orilla del precipicio. Y ahí la tiene. Y el primero de julio Chucho Nader le dará una patada por salva sea la parte y pondrá punto final a esta triste historia que ha venido de más a menos. Peraza Guerra finalmente no cumplió con las expectativas creadas. La Peraza no supo retirarse a tiempo y por la puerta grande.

Esta última mala administración peracista, fue violentamente vapuleada por los excesos de corrupción entre sus principales colaboradores; el abandono de algunos de los principales sectores urbanos de la ciudad jaiba, y el inocultable enriquecimiento inexplicable de los funcionarios municipales. Por lo pronto, los grupos empresariales más emblemáticos del puerto, le retiraron el apoyo a Magdalena Peraza.

Finalmente, le comento que el último escándalo que envuelve a la Peraza tiene que ver con la síndico segunda del ayuntamiento de Tampico, su amiga y cómplice, Giovanni Hernández de Rojo, a quien se le acusa de fraude al haber pedido a una mujer prestados 14 millones de pesos y luego haberle pagado con un cheque sin fondos. Hernández de Rojo junto con la Peraza, busca la reelección.

Jorge Arturo Corona, abogado de la parte afectada, presentó una denuncia ante el Ministerio Público, e indicó que lo único que persigue su clienta es la reparación del daño y no afectarla en su posición política.

Al llegar la fecha de pago, la síndico y su esposo decidieron pagar la deuda con un cheque bancario que no tenía fondos. Y el caso se lleva ya con el número de carpeta de investigación 195/2018. Lo dicho, Magda Peraza, de escándalo en escándalo. Y así, todavía, tiene el descaro de querer seguir lucrando desde la Presidencia Municipal.

Gracias por recibirnos. Sus comentarios son bien recibidos en nuestro correo electrónico hipó[email protected] Y también estamos en twitter @carlos_cortesg.

Dejar un Comentario