Compartir
Principal mentiroso

Principal mentiroso

ANECDOTARIO.
POR JAVIER ROSALES ORTIZ.

Necesario es, acercarle ya el fuego a la mecha y que los afectados se unan, que se tomen de la mano y que despierten para defender el derecho que les asiste de recuperar las aportaciones que hicieron por medio de los AFORES, cuyos promotores en antaño perseguían incansablemente a los trabajadores para se agreguen y para que aseguren un futuro cómodo, que hoy es incomodo.

Y cómo no, si el burocratismo, las mentiras y las cuentas mochas sumen en la desesperación a todos aquellos que intentan rescatar su dinero y, ya cansados, llegan al límite de recurrir a los medios de comunicación para que todos los mexicanos se enteren de los cientos de pretextos que pone Principal Financial México para frenar los trámites.

Con un ejemplo basta, de los cientos, tal vez de los miles que existen a nivel nacional, si se menciona la inconformidad que se ha acumulado acerca de la despiadada actitud de esa banca, por ignorar las solicitudes que se le han enviado para que expida una constancia sobre implicación de traspaso hacia otra institución.

O sea, en pocas palabras, los interesados piden a gritos escapar de las garras de PRINCIPAL para acomodarse con otro banco para recuperar rápido sus aportaciones, tal como, algunos, ya lo han logrado, pero con otras instituciones..

Y los pretextos que pone PRINCIPAL, que se dice “Pionera en sus servicios”, son demasiados, entre ellos desdeñar las solicitudes, alegar errores, obligar a los interesados a modificar su correo electrónico y amenazarlos con grabar la charla vía telefónica por cuestiones de seguridad.

Y del cansancio, de la sordera que provoca tanta palabrería, ni se diga, porque se acerca demasiado a un ritual bien estudiado que no hace otra cosa más que confundir a quien defiende su derecho de recuperar lo aportado, que en realidad suma varios miles de pesos.

Pero lo más grave de esto es que los asesores les piden a los interesados que se acerquen físicamente a la institución para arreglar el asunto, siendo que PRINCIPAL carece de sucursal en Ciudad Victoria, lo que resulta una vergüenza y discriminación para la capital de Tamaulipas.

No saben, ellos, las consecuencias que trae consigo tomar carretera hacia Reynosa, Matamoros, Nuevo Laredo o Tampico infectadas por maleantes, por lo que cada uno de los afectados invitan a los asesores del 018002774624 a que los tomen del brazo y que prueben de cerca el peligro. Que dejen, por unos días, la comodidad de su confortable sillón.

Las pruebas en contra de PRINCIPAL se van almacenando, por ejemplo números de folio, la grabación de llamadas telefónicas y los nombres de los asesores que no se cansan de colocar trabas, de poner ataduras a quienes buscan recuperar sus ahorros, que por ejemplo hicieron al IMSS.

Esta inexplicable actitud de PRINCIPAL empuja más hacia la sospecha que flota en el sentido de que las aportaciones de los trabajadores fueron desviadas para la construcción del nuevo aeropuerto internacional del Estado de México, pero si no es así que esa banca demuestre con pruebas todo lo contrario.

Llego ya, el momento, para que los afectados se organicen y eleven su queja y hasta que se piense en conformar una agrupación para que defienda sus derechos, porque las que existen, son balines.

Esta historia continuara y se le debe dar voz a esta justa demanda.

Y obligar a que PRINCIPAL.

Se arranque, lo mentiroso.

Correo electrónico: [email protected]

Dejar un Comentario